Gestión de la inflamación crónica con psoriasis

Gestión de la psoriasis inflamatoria

Aunque la causa exacta de la psoriasis es desconocida, los médicos la consideran una enfermedad inflamatoria mediada por el sistema inmunológico. Esto significa que la inflamación es la raíz de esta condición.

Hasta el 3% de los adultos en los Estados Unidos tienen psoriasis. Causa síntomas en la piel, como placas elevadas y decoloración, y también puede afectar otras partes del cuerpo, como las articulaciones y los ojos.

Los expertos creen que la inflamación es el factor común que puede afectar estas diferentes áreas.

¿Qué causa la inflamación en la psoriasis?

En las personas con psoriasis, la disfunción del sistema inmunológico hace que se acumulen células inflamatorias en la capa media de la piel, conocida como dermis. La condición también acelera el crecimiento de las células de la piel en la epidermis, la capa externa de la piel.

Normalmente, las células de la piel crecen y se desprenden en el transcurso de un mes. Este proceso se acelera a solo unos días en las personas con psoriasis. En lugar de desprenderse, las células de la piel se acumulan en la superficie de la piel, lo que conduce a síntomas incómodos como placas elevadas, escamas, hinchazón y enrojecimiento o decoloración.

Aunque la psoriasis es una enfermedad de la piel, la inflamación asociada con la psoriasis afecta a todo el cuerpo. Puede aumentar el riesgo de enfermedad cardíaca, cáncer, enfermedad inflamatoria intestinal y artritis psoriásica.

¿Existe una forma de tratar la inflamación?

Aunque la inflamación en la psoriasis se debe a la disfunción del sistema inmunológico, los estudios sugieren que las personas pueden reducir esta inflamación a través de cambios en el estilo de vida y la dieta. Esto puede ayudar a reducir los síntomas y mejorar la calidad de vida.

Utilizando estos métodos, muchas personas con psoriasis pueden mantener la remisión, que es un largo período sin experimentar síntomas de psoriasis.

Además, ciertos medicamentos para tratar la psoriasis funcionan reduciendo la inflamación. Estos incluyen corticosteroides tópicos, biológicos inyectables y medicamentos orales.

Cada persona con psoriasis es diferente. Algunas personas requerirán un tratamiento más extenso que otras.

Cómo manejar la inflamación

Aunque actualmente no hay una cura para la psoriasis, los siguientes hábitos pueden ayudar a reducir la inflamación relacionada con la psoriasis y aumentar las posibilidades de experimentar remisión.

Seguir una dieta nutritiva

La dieta está fuertemente relacionada con la inflamación sistémica. Los estudios sugieren que ciertos patrones dietéticos inflamatorios pueden aumentar el riesgo de psoriasis y empeorar los síntomas.

Una dieta nutritiva se ve diferente para cada persona. Sin embargo, los siguientes pasos pueden ayudar a establecer una:

  • Evitar alimentos inflamatorios: Ciertos alimentos y bebidas contienen sustancias proinflamatorias que aumentan la inflamación y desencadenan los síntomas de la psoriasis. Ejemplos incluyen refrescos y alimentos ultraprocesados como snacks salados, dulces y productos cárnicos procesados.
  • Considerar una dieta antiinflamatoria: Las dietas ricas en frutas, verduras y otros alimentos nutritivos reducen consistentemente los síntomas de la psoriasis. Por ejemplo, un estudio de 2018 con 35,735 personas, incluyendo 3,557 con psoriasis, sugirió que aquellos que siguieron una dieta al estilo mediterráneo tenían una psoriasis menos grave en comparación con las personas que no lo hicieron.

Mantener un peso saludable

La obesidad es un factor de riesgo para el desarrollo de la psoriasis. Las personas con psoriasis que tienen sobrepeso u obesidad también pueden experimentar síntomas más graves que las personas con un peso moderado.

La pérdida de peso puede reducir los marcadores inflamatorios y ayudar a reducir los síntomas de la psoriasis en personas con exceso de peso corporal.

Un estudio de 2020 encontró que las personas con psoriasis y sobrepeso u obesidad que redujeron su peso corporal en un 12% a través de un programa de 10 semanas experimentaron una reducción del 50-75% en la gravedad de la psoriasis. Los participantes experimentaron una pérdida de peso promedio de 23 libras.

Implementar otros hábitos saludables

Varios hábitos pueden ayudar a reducir la inflamación y mejorar los síntomas de la psoriasis, tales como:

  • Evitar o dejar de fumar: Fumar daña significativamente la salud de una persona y empeora las enfermedades inflamatorias, incluyendo la psoriasis.
  • Reducir el consumo de alcohol: El consumo excesivo de alcohol puede contribuir a la inflamación y empeorar los síntomas de la psoriasis.
  • Mantenerse activo: Evitar períodos prolongados de estar sentado puede ayudar a reducir los síntomas de la psoriasis. Una revisión de investigación sugirió que las personas con psoriasis que llevan una vida sedentaria tienen síntomas más graves en comparación con las personas que hacen ejercicio regularmente.
  • Dormir lo suficiente: No dormir lo suficiente puede llevar a un estado proinflamatorio en el cuerpo. Los estudios sugieren que el sueño deficiente e inconsistente puede aumentar los marcadores de inflamación en la sangre. Los expertos recomiendan que los adultos duerman de 7 a 9 horas por noche para una salud óptima.
  • Manejar los niveles de estrés: El estrés prolongado hace que el sistema inmunológico esté hiperactivo y contribuye a un estado proinflamatorio. Hasta un 88% de las personas con psoriasis reportan el estrés como un desencadenante de sus síntomas. El uso de técnicas de reducción de estrés, como la meditación y el yoga, puede ayudar.

Cuándo buscar ayuda médica

Cualquier persona que esté experimentando un brote de psoriasis y esté interesada en aprender formas de reducir los síntomas y la inflamación de la psoriasis puede considerar hablar con su equipo médico, incluido su dermatólogo.

Pueden recomendar métodos de tratamiento basados en la gravedad de los síntomas y brindar recomendaciones sobre cambios en la dieta y el estilo de vida que pueden ayudar a reducir la inflamación y los síntomas de la psoriasis. También pueden sugerir tomar vitaminas o suplementos.